MADRE QUE ASFIXIO A SU HIJA QUE PADECÍA CÁNCER ES ABSUELTA EN BÉLGICA

Una mujer de profesión neurocirujana, en Bélgica,  fue absuelta de un juicio donde era procesada por asfixiar a su hija, que padecía cáncer. La madre manifestó que lo hizo para no verla sufrir. La mujer fue identificada como Mehmaz Didgar, de 51 años, recibió una sentencia suspendida de cinco años por el asesinato de su hija Eline, de 14 años.

El tribunal de Lovaina, una ciudad al este de Bruselas (Bélgica), determinó que no había pruebas que demostrará que la mujer mato a su hija. El juez Peter Hartoch, definió este juicio como uno de los más difíciles en su carrera judicial.

El exesposo de la mujer y padre de la adolescente, manifestó que el crimen lo cometió por amor. La adolescente padecía de cáncer de tiroides desde los siete años, ambas se encontraban en un estado depresivo.

La madre de la adolescente trabajaba en el hospital de la universidad de Lovaina, y para evitar el dolor de la enfermedad, la drogaba. Según la acusación en uno de esos ataques, la mujer sofocó a la adolescente con una bolsa de plásticos sobre la boca y la nariz durante quince minutos.

“Conduje hasta un puente. Quería morir. ¿Por qué esperar que la muerte? Quiero morir ahora”, declaró la mujer. Asimismo, afirmó que nunca quiso casarse o tener hijos.

“Estaba vacía, sin vida. Tomé medicamentos que a menudo suscribí a pacientes. Creé que los dos teníamos que morir, que todo estaba bien, que todas las piezas se juntarían juntas”, afirmó la mujer.

Al conocer la resolución del judicial, la mujer afirmó que si regresara el tiempo, esa situación nunca sucedería. Y que desde el principio se ha visto como un asesino, y que puede sentir el dolor.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.